Añadir desgracia

No reflotan las expectativas de volar allende la miseria del hombre y voy poco a poco hundiéndome en el lodo de la existencia como un animal herido por las flechas de la vida que van asaetando mi corazón doliente roto por amor en el pasado por amor a una mujer. Los días pasan sin calar deconstruyéndome como un monigote al que ya no le queda nada por amar. Se suceden densas andanadas en las vicisitudes de las maldades que corren por mis pensamientos dispuestos a huir del descalabre y adentrarse ya de una maldita vez en el reino de la muerte. En las solitudes cenagosas de la soledad se forzaron los cascabeles que llamaban dulcemente a difuntos a fenecer en paz. En miasmas llenas de zumbidos esquizoides y enormes insectos fantasma en la ceguedad sombría que se contrapone al día la plenitud arrastra alba tras alba la voluntad creadora que va destruyendo lentamente las constituciones que construyen mi alma sobre el barro húmedo de inconsciencias variadas según la pesadez se adueña de mi alma. Y gimen las cosas inmóviles en las advenidas del tiempo deseando ser después de la tormenta mal avenida en las corrientes existenciales allí donde todo habla palabras de amor mientras yo ya no puedo más.

(Gabriel)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s