Fugacidad

En un extremo en el rincón de las aristas que pinzan los pensamientos de desamor te vi mirando serena el devenir con los ojos calmos hacia más allá del horizonte Lorena y parecían decir, mientras yo te agarraba, ¿cuántos amantes más han de pasar por mis labios?

AP

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s