Factoria de corderos

Y el Cosmos habló y me dijo profetiza sólo para el viento y las cosas y yo grité en el silencio de la noche que cortó la densidad nocturna como un cuchillo: Oh Señora ruega por nosotros ahora y en la hora de nuestra muerte!

AP

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s