La cara tenebrosa de los Árboles

Y recorre el rocío se abre paso entre funestas tinieblas en el amanecer del alba y las auroras el despertar que acontece el Fulgor del horizonte que despega tragándose la noche y destilando la luz del sol para que se escancie sobre todas las cosas. En el silencio de las cuevas repiquetean los instantes en lo mudo y en lo oscuro silban momentos pretéritos en las viviendas que ocuparon nuestros antepasados. Las sombras recorren los huecos y las estelas que deja el Hombre y lo persiguen desde la Cuna hasta la Tumba como una Verdad que testifica el Amor en los hechos en lo que pulsa y palpita en cada corazón.

APOLONIO

Un comentario Agrega el tuyo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s